28 sept. 2013

Su número es muy elevado aunque finito

LOS ÁNGELES CAÍDOS

 

A propósito del poema del "Ángel Caído"

Un bloguero cuestionó los ingentes ríos de tinta dedicados a los ángeles caídos preguntándose si habría bastante papel para escribir sobre ellos dado que son tan numerosos.

 

Su número es muy elevado aunque finito

y por lo tanto caben todos –creo- en este gran baúl denominado Google.

 

No sólo es interesante meterlos

a todos junto a nuestros Blogs por el bulto que hacen sino también porque no todos son iguales.

 

No son – lo reconozco –

lo suficiente buenos para que me mezcle entre ellos, no lo bastante malos para darlos per perdidos.

 

Muchas noches acuden a mi estudio,

se sientan encima de la mesa donde escribo, desafiantes unas veces, dulces y simpáticos en otras ocasiones.

 

Acostumbrado a su presencia,

converso con ellos y aprovecho sus conocimientos sobre astronomía para averiguar qué tipo de historias se cuentan en la lejanas estrellas.

 

A veces dejan algunas manchas misteriosas

en mis hojas de apuntes, pero he aprendido a no enfadarme con ellos porque esos garabatos son propios de su caligrafía.

 

No lo hacen para ser malos,

lo hacen para darme un aviso, quieren que yo les traduzca sus poemas. No literalmente, por supuesto. Pero quieren que le dé la vuelta a sus verso hasta que salga algo.

 

Me siento muy torpe

Para interpretar sus bellos lenguajes escritos con luz y sombras. Intento –es cierto- leer sus mails, pues yo estoy como ellos –a la vez salvado y perdido, precipitándome como un muñeco saltarín fuera del alfabeto- buscando un final

 

Un final como en mis escritos,

un final particular que encaje en mi mente.

 

                                                                     Johann R. Bach

                                 

No hay comentarios:

Publicar un comentario