23 nov. 2013

El relámpago que enlaza y coagula los ojos en la flor

EL RELÁMPAGO

 

No nos engañemos

porque la frontera de lo Atroz es este come y ayuna; sombra de la luz en sombras; que despojo tras despojo mata para mayor vida,

 

conoce por la ignorancia

de todo pensamiento hecho en el tiempo, engendra sin deseos, mira sin ver, pues ¿quién mira la flor o nuestros ojos?

 

El relámpago que enlaza

y coagula los ojos en la flor. ¿Es el relámpago el que mira? ¿O es la luz, el corpúsculo de luz, que en su fermentación origina el inagotable mural de las imágenes?

 

                                                   Johann R. Bach

No hay comentarios:

Publicar un comentario