26 ago. 2014

No temas cariño mío ante tanta tristeza por las inundaciones, las estrellas no hacen daño.

LA LLUVIA EN ARENYS DE MAR

 

No temas mi amor,

ya pasó el azote de la lluvia.

 

No temas cariño mío

ante tanta tristeza por las inundaciones, las estrellas no hacen daño.

 

En los cristales húmedos,

los truenos, los pájaros perdidos, en tus ojos se alzaba el agua y te rozaba con ternura.

 

Y sabes cuánta tiene el agua

cuando ha volado tanto y a tantos ha tocado.

 

Pregúntate en voz suave,

entre dientes, tú que sabes que la lluvia empuja como el mar.

 

Sin embargo,

pesan en el viento los gorriones y las hojas de de los plátanos de la Riera de Arenys.

 

Mañana continuaremos vigilando

las escasas nubes y qué lejana irá esta lluvia por las calles bajando inmensa hacia el mar.

 

No temas cariño mío

ante tanta tristeza por las inundaciones, las estrellas no hacen daño.

 

                                                             Johann R. Bach

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario