24 jul. 2015

la mariposa que simula ebriedad


BELLEZA FRÁGIL Y CARENTE DE VENENO 

Me encantan esos pequeños –casi diminutos- prados
del Cadaqués arriba desde los cuales se puede ver el mar azul bañando las blancas casas.

Su belleza frágil y carente de veneno
no me canso de recitármela:

el casi solitario ratón de campo,
el topo escondido en su madriguera de hierbabuena, jóvenes parejas perdidas en la quimera de la hierba recibiendo la brisa,

el pequeño lución hijo del cristal,
el grillo más manso que nadie, el saltamontes que taconea y cuenta su ropa tendida,

la mariposa que simula ebriedad
y pone nerviosas a las flores con sus hipos silenciosos,

las hormigas
a las que la vasta extensión verde hace sentar cabeza, y

de inmediato
por encima los meteoros de las golondrinas…

Cadaqués arriba, eres el botiquín del día.

                                                                 Johann R. Bach

4 comentarios:

  1. Me encanta esa mezcla de animales y plantas habitantes ,como tú, de ese precioso Cadaqués que gusta más de foto que de óleo. *.*

    ResponderEliminar
  2. Un pueblo precioso, bien conservado, donde es imposible aparcar.Es una servidumbre, que hay que aceptar, pues asi se conserva intacto, fuera de las turbas depredadoras.

    ResponderEliminar
  3. COMENTARIO DE ROSALVA

    Me imagino disfrutando de todo lo que describes, una belleza natural...Gracias Joan

    ResponderEliminar
  4. ALENTADOR POEMA PARA COMENZAR LA MAÑANA CON POÉTICO ENTUSIASMO.

    ResponderEliminar