11 sept. 2012

MIENTRAS SE BAILA SWING ( www.homeo-psycho.de )

89. LA SOLEDAD SORPRENDE

 

Mi soledad

se ha sorprendido en multitud de salas y tiendas llenas de voces solas y en calles concurridas llenas de música.

                    

Mi orgullo

es como la alfombra mojada de las calles; resbala tragando saliva muchísimo antes del primer café.

 

Como seda cruje

la fría madrugada habiéndose soltado el timón ¿Cómo perder ese lastre sin domesticar mis aires mediterráneos?

 

Se podría proponer

flotar sobre la manta azul, trascendente, inmensa; ver como el sol

se oculta en sus aguas y se olvida de los árboles y su vaivén; abandonar momentáneamente a la memoria en su refugio; mirar el poniente con ojos de Atlante, sin prisas,  con los minutos precisos.

 

                                                                    30 de noviembre de 2010

                                                                                Elisa R. Bach

No hay comentarios:

Publicar un comentario